de donde proviene la astrologia

Euclides y Hermannus, Liber fortuna de Bernardus Silvester (s. XIV). Bodleian Library, Oxford.

Un hechicero de pueblo que cura el cáncer a través de yerbas… Una madre que salva a su hijo, mordido por una serpiente venenosa, auxiliándose únicamente de la magia… Una abuela que recobra la aptitud de lactancia y alimenta a un bebé merced a la virtud de un caldo de yerbas agarradas en el bosque… Pueblos “primitivos”, como los de África occidental o ecuatorial, tienen por herencia unos entendimientos que supuestamente no les predispone nada a comprar; si se les pregunta de dónde les vienen, responden: ¡de los antepasados!

¿Qué es la astrología?

La astrología es el arte de interpretar la configuración y la localización relativa de los astros y sus constelaciones, con objetivos adivinatorios, sicológicos o sencillamente como una manera de hallar patrones útiles en la verdad. El término procede del heleno astró, “estrella”, y lógos, “alegato”.

Hablamos de una práctica milenaria compartida por muchas civilizaciones diferentes, como la china, la hindú o la occidental. No es necesario confundirse con la astronomía, la especialidad científica que estudia los cuerpos celestes.

¿Qué es la astrología?

La astrología no es una ciencia; no hay prueba de que pruebe que los signos del zodiaco se relacionan verdaderamente con la personalidad. Es sencillamente un procedimiento para adivinar acontecimientos terrestres y humanos apoyado en la localización del Sol, la Luna y los planetas en las constelaciones astrológicas. Hay 12 constelaciones en la familia del zodiaco: Aries, Tauro, Gemelos, Cáncer, León, Virgen, Libra, Escorpio, Sagitario, Capricornio, Acuario y Peces.

Tu “signo del sol” está preciso por la localización del Sol en el momento en que naciste. No obstante, la localización de la Luna, y de cada uno de ellos del resto planetas en el instante de tu nacimiento, brindan información agregada sobre tu personalidad y los acontecimientos de tu vida, según tu “carta astral”.

Origen de los nombres de los signos del zodiaco

Los nombres de los signos del horóscopo proceden de las constelaciones. Son términos latinos tomados quizás de unos versos de Ausonio, del siglo IV. De los nombres viejos tres fueron reemplazados: Arcitens pasó a ser Sagitario; Caper se transformó en Capricornio y Amphora se transformó en Acuario; el resto prosiguen igual.

En la Antigüedad se consultaba al astrólogo en las contrariedades de la vida: bodas, decisión de profesión, viajes o negocios.

Deja un comentario