moda inspirada en la astrologia

«Admite!, ¡admite!». Con solo una palabra fue bastante a fin de que Christian Dior, supersticioso confeso, abriese su firma en 1944. La pronunció su pitonisa preferida, Madame Delahaye. El diseñador jamás tomaba una resolución sin preguntar a su tarotista predilecta. Su historia estuvo marcada por las adivinas. Fue otra, varios años antes y en el momento en que solo tenía 14 años, la que le aventuró lo que marcó su vida y tanto se ha repetido al charlar del constructor del New Look: «sufrirás la pobreza pero alegrarás la vida de las mujeres. Merced a ellas hallará el éxito». Bajo la influencia por su abuela, Dior combinaba las visitas a la iglesia (era un católico recalcitrante) con una pasión por las maestras del ocultismo. Vivía cubierto de amuletos. En el bolsillo de la chaqueta llevaba un relicario envuelto con una flor seca (que asimismo puso cerca de sus modelos de Alta Costura). Siempre y en todo momento tenía cerca un trébol de 4 hojas. El 8 era su número mágico.

Todas y cada una estas manías prosiguen influyendo en la maison. La vivienda francesa no desea despegar de ese ánimo de «ocasionar una suerte sin limites».

astrología

La estrella centelleante que corona el edificio Dior en Ginza (Tokyo), el reloj Dior VIII (8) o la remera con el infinito (el 8 en situación horizontal) que Maria Grazia Chiuri imprimió en su primera compilación para la vivienda francesa hace algunas semanas son varios de los ejemplos de esta búsqueda eterna de lo mágico. La exdiseñadora de Valentino, y primera mujer adelante de la dirección creativa de la firma, se estrenó con una sucesión de piezas llena de guiños a este pasado supersticioso de su constructor: referencias al tarot o los corazones y tréboles que siempre y en todo momento intentaba tener cerca.

La unión de tendencia y astrología

La tendencia no podía faltar en esta inclinación y leyendo el libro de Dior y yo descubrí que nuestro Christian Dior era fan de los astros e inclusive tenía las conjeturas de una adivina. En alguna ocasión John Galliano ingresó esta inspiración en su paso por la vivienda Dior como asimismo lo logró Maria Grazia Chiuri en la compilación de primavera/verano 2017 donde incluyó trajes bordados con símbolos del zodiaco. Este año tampoco podía faltar la astrología, pero en esta ocasión estuvo con apariencia de joyas con una compilación de collares de los signos del zodiaco.

Los collares son una manera muy simple de integrar esta inclinación por las fabricantes, y muchas fabricantes como Ganni apuestan por los complementos creando llaveros o Prada con la bolsa que fue inclinación en 2017.

Siamo selvaggi

Para llamar la atención es requisito poner intención. Estampados animales, cálidos, suaves y cómodos pelos veganos que se acomodan en otoño. Una compilación casual, joven, con un toque bohemio y romántico. Los humanos somos seres salvajes y de esta manera lo deja ver la marca en esta iniciativa que inspira, expira, respira y ruge.

Nuestro cosmos es como un jardín que florecerá sin frenos si lo cuidas. Un planeta lunático, astral y muy místico, donde se cuelan flores sobre fondos negros, desconstrucciones de constelaciones y el horóscopo destacan en estas piezas. Una ojeada al cosmos extenso, enigmático y magnífico de la marca.

Deja un comentario