que dice la biblia de la astrologia y la magia

heleno magoi, astrólogo. Casta sacerdotal de la vieja Persia. La religión de los magos fue asimilando elementos babilónicos, como la astrología, la demonología y la magia. Los magos en la antigüedad fueron considerados sabios y desempeñaban trabajos en las cortes, consultados de manera permanente por los reyes en varios temas, como la astrología, la adivinación, la oniromancia, el futuro, etcétera. Egipto fue país de magos, el faraón consultó a los magos, que no lograron interpretarle sus enigmáticos sueños, cosa que sí logró José, pues la ciencia que Dios le dio les ridiculizó, Gn 41, 8- 32. Practicaban la hechicería y el encantamiento, Ex- 7, 11 y 22; 8, 3 y 14-15, asimismo opacados por el saber que da Yahvé a los suyos, así como ha dicho el profeta: †œYo hago que fallen las señales de los m. y que deliren a los adivinos; hago retroceder a los sabios y transformo su ciencia en necedad†, Is 44, 25. Daniel asimismo recibió sus entendimientos de Dios y por su pericia en interpretar sueños fue considerado un mago por Nabucodonosor, rey de Babilonia, y fue nombrado jefe de los m. de la corte, Dn 4, 6. Las Escrituras prescriben la práctica de la magia como idolatría, Ex- 22, 17; Lv 19, 31; 20, 6; Dt 18, 11.

De ahí que los magos nombrados en la Biblia, que vinieron de Oriente a venerar al niño Jesús, Mt 2, 1-12, eran considerados unos hombres sabios.

OCULTISMO: LA DETECCIÓN DEL GANCHO

Los sabios acostumbran a estar ahora viejos y también irse por las ramas en el momento en que cuentan algo; es suficiente con tomar un libro de astrología helenística para verlo, si tomamos las ediciones terminadas de Fírmicus Maternus o de Manilius, observaremos que tan rápido charlan de técnica astrológica, se ponen a loar a dioses, pimientos en vinagre oa argumentar anécdotas diarias . Los traductores de estas proyectos acostumbran a no traducir estas largas partes. cosas supuestamente «no astrológicas». Siempre y en todo momento fué de este modo, y de esta manera siempre y en todo momento ha de ser. Los sabios, haciéndose pasar por viejos un tanto desquiciantes, se entretienen en contar cosas que supuestamente no vienen al caso. Describen los elementos específicos con claridad, pero no comentan precisamente de qué manera unirlos para realizar algo útil.

tarot

Es en estos parágrafos que supuestamente no vienen a cuento, que con apariencia de alegorías (que pocos entienden) está el secreto que les une.

Todo ocultista emplea un gancho, una señal, al ocultar sus enseñanzas. Exhibe precisamente el mango de la sartén, pero oculta el resto; es un mero toque de atención para el buscador. De esta manera, el misterio se hace descubrible, entendible para quien mira de manera no-dogmática, con amplitud.

Tauro – El buey

La Biblia enseña que en la Celebración de los Tabernáculos fueron sacrificados 7 toros pues sabían sobre la llegada de Cristo y su reinado por 1000 años. No por nada, ese signo representa enormes sacrificios.

Son 2 hermanos gemelos que simbolizan a la Biblia a la conexión entre Jesús y la Iglesia, un matrimonio que hace a los hijos de Dios mucho más cariñosos y religiosos.

ENDIVINACIÓN, FETCHERÍA, ASTROLOGÍA, HABLAR CON MUERTOS. ¿QUÉ DICE LA BIBLIA?

En el presente artículo analizaremos si un católico puede o no formar parte de sesiones de adivinación o hechicería, observaremos qué afirma la Escritura sobre esto.

Es popular que bastante gente, aun cristianos, asisten a chamanes, hechiceros, hechiceros, adivinos, etcétera. A fin de que lean las cartas, les comenten sobre su porvenir, les comuniquen con algún familiar fallecido, o aun les hagan encantamientos de curación, amor, etcétera. Varios se meten en cosas que al comienzo semejan inocentes como viajes trascendentales, juego de ouija, levitación, pero esto va a dar caminando cada vez meterse cada vez más y más.

Precaución con lo que crees

La astrología y los signos del zodiaco no son nada en los que confiar o opinar como determinantes de nuestra vida día tras día o sitios. Por el hecho de que los astrólogos reales de la corte babilónica fueron abochornados por el profeta Daniel (Daniel 1:20) y no lograron interpretar el sueño del rey (Daniel 2:27). El futuro fue revelado solo al profeta Daniel (Daniel 2:28) pues solo Dios conoce el principio y el objetivo (Apocalipsis 22:13).

Nuestra sabiduría procede de Dios, no del estudio de la astrología (Santiago 1:5). La Palabra de Dios, la Biblia, es la única guía verídica y segura a la vida (Salmo 119:105).

Deja un comentario