trabajo astronomia y astrologia 3 eso

Decidimos regresar a difundir esta entrevista que hicimos a nuestro amigo astrónomo Néstor Espinoza hace unos cuantos años, pensando en los que últimamente brindaron la PSU y todavía tienen inquietudes sobre si estudiar o no astronomía. Le hicimos las cuestiones mucho más usuales que la multitud frecuenta tener en el instante de meditar en estudiar esta carrera. ¡Aguardamos que mucho más de uno se atreva a postular a astronomía y le quiten virtud al vivir en un país que es capacidad mundial astronómica!

Ahora, lo que Néstor nos explicó:

¿Cuál es la agilidad de la luz?

La luz viaja al vacío a 299.792.458 m/s; si bien normalmente frecuenta aproximarse y decir que viaja a 300.000 km/s precisamente.

Así como dicen las ecuaciones de la Relatividad de Einsten, esta agilidad es incesante. Esto quiere decir que la medida como la medida, la luz siempre y en todo momento viaja a exactamente la misma agilidad.

Astrored

Hablamos de un portal divulgativo que nació hace 21 años para dar a conocer y fomentar el saber astronómico mediante las novedosas tecnologías. Esta interfaz tiene una extensa variedad de productos que sirven como fuente de información para alumnos, introduciendo juegos, foros de discusión, novedades de actualidad y una sección encargada de los mucho más pequeños.

¿Deseas emplear los más destacados mapas astronómicos para instruir a tus estudiantes? Entonces te agradará Skymaps, una página donde recopilan toda clase de cartas astrales de lo mucho más diverso, y que son gratis para un empleo educativo. Merece la pena tirarle una ojeada pues hallarás casi todo lo que imaginas relativo a las estrellas, introduciendo asimismo pósters que puedes obtener para complementar tus explicaciones.

2 caras de una misma emprendeduría

Para iniciar este paseo histórico, primero debemos ubicarnos popular y culturalmente. Hasta el siglo XVII, tanto la astronomía como la astrología eran 2 facetas de un mismo complejo sistema de conocimiento “técnico” o “profesional” del cielo, que dominaban y desarrollaban ciertos especialistas –los astrónomos/astrólogos–, que solo circulaba entre “matemáticos”, “pensadores” o académicos unidos a elites de la Europa occidental. Este conocimiento formaba una parte de las currículas de enseñanza en marcos de estudios académicos, y la mayor parte de sus expertos como Johannes Kepler, Tycho Brahe y Galileo Galilei desarrollaban la astrología/astronomía como una parte de sus deberes al servicio de cortes imperiales y mecenas.

Ciertas páginas de las Tablas Alfonsías (1483). Como reflejo del conocimiento celeste de la temporada, estas tablas se generaron en España entre 1263 y 1272, bajo la dirección de expertos por encargo del rey Alfonso X de Castilla. Las tablas son una recopilación de datos sobre las situaciones y movimientos de los planetas, en los que asimismo se tienen dentro puntos astrológicos. Alfonso X empleó eruditos cristianos, judíos y musulmanes para traducir proyectos de astronomía árabe al latín y al español, y compilar las tablas basándose en los cálculos del astrónomo al-Zarqali (1029-1087), siguiendo el modelo cosmológico de Ptolomeo. El manuscrito forma parte a la Catedral de Toledo y está en la Biblioteca Nacional de España.

La astronomía Maya

Esta civilización se desarrolló en Centroamérica, entre México y El Salvador, y sus entendimientos comprados a lo largo de su vida, han asombrado a la raza humana a lo largo de milenios. En un caso así, la astronomía fué uno de los más importantes campos de estudio en los que este imperio logró aportaciones.

Deja un comentario